Radio Yaravi

Chofer de la empresa Power estaba ebrio

Conductor confeso haber tomado anisado, pero para soportar el frío.
No se pudo cargar

Cirilo Cruz Huanca de 35 años de edad, conductor del ómnibus interprovincial de la empresa Power, ocasionó el pasado viernes un accidente que dejó el saldo de 2 muertos y 35 heridos, producto de su estado de ebriedad.

Luegos de las pericias respectivas por la Policía Nacional y el examen de dosaje etílico se comprobó que el Cruz Huanca presentaba 1.16 gramos de alcohol por litro de sangre, superando el 0.5 gramos permitido.

El conductor tomó el volante del bus de placa BOI-958, de la empresa Power y partió de la ciudad de Cusco con 38 pasajeros a bordo. En el sector de Pillones, altura del kilómetro 139 de la carretera Arequipa – Puno, el vehículo se despistó al ingresar a una curva. Como resultado del accidente fallecieron en el acto Antonia Salas Cáceres (56) y Guillermo Esteban Hancco (39).

Según algunas versiones recogidas de los pasajeros, al momento del accidente, los sobrevivientes golpearon al chofer al detectar que presentaba aliento alcohólico. Incluso lo tuvieron que amarrar para evitar que huyera.

El chofer fue puesto a disposición de la Policía y en horas de la tarde el detenido fue trasladado al hospital de la Sanidad, donde se le practicó el análisis de sangre, el cual confirmó que conducía en estado de ebriedad.

Con las evidencias, Cirilo Cruz confirmó que había bebido anisado al hacer una para en la localidad de Imata, durante el trayecto del viaje, con la finalidad de soportar el frío.

Coméntanos