Radio Yaravi

Bala perdida mata a joven y su familia decide donar sus órganos

En San Juan de Miraflores, la muerte de un joven de 18 años es un enigma, pero su familia decidió donar sus órganos para cumplir su última voluntad logrando así salvar la vida de ocho personas.
No se pudo cargar

Ángel Patrick Mateo Mendoza, de 18 años, murió a causa de una bala perdida que impactó en su cabeza cuando se desplazaba a bordo de un colectivo, en San Juan de Miraflores y pese al gran dolor, su familia decidió donar sus órganos para cumplir su deseo. 

La madre de la víctima, quien tenía gran vocación social y quería ser sacerdote, contó que es un gran consuelo saber que su único hijo vive en otras personas, pues Ángel Patrick Mateo Mendoza logró salvar la vida de ocho personas, incluido un bebe de ocho meses.

"Sé que mi hijo estará vivo en muchas otras personas. Su corazón y todos sus órganos han dado la vida a otras personas y eso me fortalece", manifestó la progenitora.

La familia del joven desconoce los pormenores del fatal accidente. Hasta el momento se sabe que Mateo Mendoza viajaba a Villa El Salvador en un transporte público después de pasar la tarde en la casa de su abuela materna, en La Victoria.

En el trayecto, específicamente en los cruces de la Panamericana Sur con la avenida Alipio Ponce se desató una supuesta balacera entre dos delincuentes y un efectivo de la policía.

Según Pedro Isique, tío de la víctima, una de esas balas atravesó la combi donde viajaba su sobrino e impactó en la cabeza ocasionándole instantáneamente la muerte cerebral.

Asimismo, la familia exige que se lleven a cabo las investigaciones correspondientes y se brinden las cámaras de seguridad de los lugares cercanos para esclarecer la muerte de este joven prometedor.

LA REPÚBLICA

Coméntanos